julio 13, 2009

Lluvia

Silencio de lluvia
Fulgores de luz en las grietas del cielo
Un perro se queja
Y la lluvia
persiste
percude
paciente
constante
el pájaro espera

Extiende el cielo las pestañas de plata
No
son
gotas
el velo de la soledad aún cubre el parque
la brisa ausente
la ausencia se estrella en cada gota sobre la tierra

Y el pájaro espera
paciente
pausado
callado
confiado
que el gemido de esta lluvia
desanude las nubes del cielo
Volver a cantar

3 comentarios:

Coni Salgado dijo...

Nati, amiga, la poesía es hermosa...

Natalia dijo...

Gracias Coni, me llena de orgullo que me lo diga una poeta.

Anónimo dijo...

que bonito poema
realmente

un saludo